DEPILACIÓN CON HILO

TÉCNICA TRADICIONAL NATURAL PARA LA ELIMINACIÓN DEL PELO MÁS FINO.

DEPILACIÓN CON HILO

TÉCNICA TRADICIONAL NATURAL PARA LA ELIMINACIÓN DEL PELO MÁS FINO.

¿En qué consiste la Depilación con Hilo?

El Depilación con Hilo es un método tradicional de origen oriental para la eliminación del vello. Trata de un procedimiento natural donde, mediante hilos enroscados entre sí formando un lazo, se les hace girar sobre la piel y se extrae el pelo no deseado desde la raíz. Es una técnica eficaz a la hora de eliminar vello, ya que, incluso, es capaz de deshacerse de los más pequeños, dando lugar a una piel libre de pelo.

Con un solo movimiento se elimina una línea completa de pelo sin irritar la piel. Esto es debido a que este es eliminado de raíz sin inflamar el poro. La depilación con hilo da lugar a resultados más duraderos que otras técnicas de depilación más tradicionales, debilitando más el vello existente con cada nueva sesión, siendo cada vez menos denso y más fino.

Sin duda, es un método excelente para pieles delicadas, el vello facial y para esas zonas donde es difícil su eliminación.

Ventajas de la Depilación con Hilo.

  • Proceso cuasi indoloro.
  • Más eficiente que otros métodos tradicionales.
  • Elimina el pelo más pequeño.
  • No irrita la piel.
  • Perfecto para pieles sensibles y delicadas.
  • Resultados duraderos.
  • Extrae vello desde la raíz.
  • Debilita y retrasa el crecimiento del pelo.
  • Técnica precisa y limpia en el acabado.
  • Efecto Peeling: previene la aparición de arrugas y suaviza las existentes.

¿Cómo se lleva a cabo la Depilación con Hilo?

Para la Depilación con Hilo, este se enrosca y se trenza con el índice y el pulgar con cada mano dándole una forma de “X”. Después, pegado a la piel, se mueve de lado a lado para atrapar el vello a eliminar. Finalmente, nos aseguramos de que el poro, donde se ubicaba el folículo, se cierre para evitar posibles irritaciones.

Si el área a trabajar trata de unas cejas, conseguimos darle una forma única y natural, dejándolas perfectas desde el primer momento.

Este tipo de depilación es un método sencillo, rápido y eficaz para dejar la piel libre de pelo: cejas, labio, mentón, mejillas, manos, dedos, antebrazos y/o pantorrillas. Ningún pelo se nos escapa.